Boletín Informativo pág. 9

En cuanto a las conclusiones, del conjunto de

5.con relación a la Confederación Hidrográfica del

ponencias y debates que tuvieron lugar a lo largo de

Duero, ha quedado de manifiesto la gran pluralidad

la Jornada, hemos considerado oportuno destacar las

de colectivos interesados en el tema de aguas

siguientes

 

 

subterráneas y por tanto la necesidad de trabajar en la

1.Una vez más es de destacar el alto nivel técnico de

organización de los mismos para racionalizar esfuerzos

e interlocuciones.

las ponencias y los debates suscitados alrededor de

6.Es necesario mantener la línea iniciada por la CHD en

la jornada y el tema de referencia. Es esta una opinión

compartida no sólo por los miembros de AEUAS si

la protección de los acuíferos. Para ello será preciso

no que así lo corroboran también los representantes

mejorar en sobremanera la gestión de la información. La

de las administraciones participantes.

actual falta de datos con relación al recurso (inventario

2.El objetivo de las jornadas se ha visto ampliamente

de pozos y usuarios, usos, caudales individualizados

y por sectores etc.) demanda de la Administración un

alcanzado en

la medida que

los participantes

mayor esfuerzo en este sentido

reconocen haber aprendido mucho de la organización

7.El recurso está amenazado de sobreexplotación. La

de las CUAS (Comunidades de Usuarios de Aguas

Subterráneas) y su importancia como elemento de

CHD quiere anticiparse a los acontecimientos y en este

gestión sostenible y eficaz del recurso.

sentido está trabajando el Plan Hidrológico de Cuenca

3.En línea con lo anterior, las CUAS se postulan como

que se adivina como el instrumento más adecuado

para llevar a cabo los objetivos enumerados en estas

un instrumento

que garantiza la

participación del

conclusiones.

usuario en la política del agua en la medida que

 

le ofrece más capacidad de representación y de

En resumen, podemos resumir que esta nueva Jornada

interlocución. Por el contrario, allí donde no existe

ha demostrado la inquietud de autoridades y usuarios

este tipo de organización de ponen de manifiesto

con relación a la gestión de las aguas subterráneas y al

graves problemas de coordinación con lo que ello

tiempo la capacidad de convocatoria que AEUAS con las

implica en una mala gestión de los costes.

diferentes administraciones nacionales, autonómicas y

4.Desde el punto de vista económico queda claro que

locales con las que colabora en la organización de este

tipo de eventos viene demostrando día a día

dentro del conjunto de los recursos hídricos, el agua

 

subterránea es el más competitivo de ellos. Aún así

 

y en congruencia con lo antes evocado, estos costes

 

serán más eficientes cuanto más organizado esté el

 

sector.

 

 

Redacción

La gestión de la recarga en los acuíferos del Baix Llobregat

Los acuíferos del Delta del Llobregat se extienden desde Martorell hasta el mar ocupando una extensión total de 130km2, dentro del área metropolitana de Barcelona. Se distinguen claramente 3 zonas geográficas, la Cubeta de Sant Andreu y la Vall Baixa, donde el acuífero es libre, y el Delta, dónde aparecen dos acuíferos separados por una capa de limos que confina la capa inferior.

Estos acuíferos han sido históricamente una gran fuente de recursos de agua para abastecimiento industrial, agrícola y urbano. El aumento de extracciones debido al crecimiento industrial y demográfico del área de Barcelona, y su proximidad al mar, provocaron una inversión del flujo y por lo tanto una entrada de agua salina en el acuífero. La concienciación, las medidas de ahorro implementadas por los usuarios junto con la pérdida de calidad del agua contribuyó a la reducción progresiva de extracciones, con la consecuente recuperación de niveles y la disminución del ritmo de salinización. La urbanización e implantación de grandes infraestructuras ha supuesto una reducción de la recarga por infiltración del suelo contribuyendo a la no inversión del balance.

Debido al alto valor estratégico de estos acuíferos se han proyectado una serie de medidas correctoras a la salinización (barreras hidráulicas) y compensatorias a la impermeabilización (balsas de recarga en Sant Vicenç dels Horts, Santa Coloma de Cervelló y Castellbisbal), que se suman a la recarga artificial por inyección profunda y el escarificado del lecho del río que se ha ido realizando durante las últimas décadas en la Vall Baixa. En algunos de los sistemas de recarga se utilizará, para tal efecto, agua regenerada. El uso de este agua es muy importante puesto que añade recurso al sistema y no conlleva ningún problema de calidad del agua. Todas estas medidas de Recarga Artificial implementadas en los acuíferos del Llobregat se realizan con el objetivo de recuperar el acuífero e equilibrar el balance y para que se cumpla la Directiva Marco del Agua.

El 15 de junio de 2007 se firmó un convenio de cooperación entre el Departamento de Medio Ambiente de la Generalitat, l’Agència Catalana de l’Aigua (ACA), la Entidad Metropolitana de Servicios Hidraulicos y Tratamientos de Residuos (EMSHTR), la Comunitat