pág. 8

Boletín Informativo

COMENTARIOS

ACERCA DE LAS

JORNADAS

De los muchos comentarios suscitados con motivo de la celebración de las Jornadas sobre la sequía celebradas en el Prat de Llobregat los pasa- dos 30 y 31 de octubre, especial mención merece el realizado por el profesor Emilio Custodio, del De- partamento de Ingeniería del Terreno, Cartografía y Geofísica de la Universidad Politécnica de Cata- lunya. El profesor Custodio, además de felicitar a la organización por la calidad de las jornadas y pedir que actos de este tipo se repitan con mayor fre- cuencia dando más voz a colectivos tan sufridores de los efectos relativos a la escasez del agua como lo es la agricultura, nos hizo partícipes de una se- rie de opiniones de alto valor cualitativo que se ha considerado oportuno reproducir en este artículo.

Se felicita el profesor Custodio de que las Co- munidades de Usuarios de Aguas Subterráneas (CUAS) vayan penetrando en la conciencia de la población siendo necesario un crecimiento de las mismas en un futuro próximo si las administracio- nes hídricas se involucran de veras y abandonan recelos injustificados y un deseo de control sobre el territorio por encima de su función de gestión general. Se refiere con ello a la necesidad de que se respete el principio de subsidiariedad que, a su parecer, a veces se confunde con una actuación subsidiaria, que es algo distinto: una vía fácil pero ineficaz, un tanto dictatorial y la puerta a enfrenta- mientos inútiles y a fracasos.

Con relación a las CUAS reclama el profesor Custodio su rápido paso a la que él llama fase dos, es decir trascender de la fase defensiva contra la administración y de simple reclamación de dere- chos no siempre bien definidos, que es la que sería la fase una, para adquirir conciencia de que es pre- ciso defender y gestionar un patrimonio común que requiere inversión en conocimiento y observación tal cual es el caso de la CUADLL. Interesante resul- ta la afirmación que no por obvia es menos vigente de que lo que no hagan los interesados (usuarios) no lo hará la administración por ellos.

Finaliza el profesor Custodio sus interesantes comentarios manifestando una especial preocu- pación por el creciente intervencionismo del ACA (Agencia Catalana del Agua) y el no saber distinguir la que es su responsabilidad de gestión a escala de país, de lo que son las competencias naturales de los usuarios y con una reflexión última relativa a la condena al fracaso de los sistemas totalitarios de planificación central, poco transparentes y de no participación total de la información pública.

Jordi Codina

Secretario General AEUAS

LAS PRINCIPALES SEQUÍAS REGISTRADAS EN EL BAJO LLOBREGAT (1812-1950)

Introducción a un estudio

Como es bien sabido, las sequías constituyen un fe- nómeno climático que se presenta periódicamente en los países Mediterráneos. La variabilidad estadística de las sequías es muy elevada en estos climas y por otro lado, la atención a este fenómeno en los estudios e investigaciones, si los comparamos con los que se realizan sobre temporales y aguaceros, crecidas de los ríos e inundaciones, es más bien escasa.

En general se puede afirmar en el ámbito histórico, en este caso referido al siglo XIX, que sólo en las he- merotecas, en las publicaciones locales, y en algún que otro dietario de un estudioso aficionado a la meteo- rología, podemos encontrar informaciones relativas a episodios de sequías y sus efectos en el entorno más cercano. Debemos destacar en este último caso las in- teresantes y detalladas observaciones meteorológicas expuestas por el agricultor de Sant Boi del Llobregat, Pau Porcet, en un dietario que abarca una buena parte de la primera mitad del siglo XIX.

Siendo ello así, hemos considerado oportuno, en el contexto de sequía recientemente experimentado, lle- var a cabo un estudio de carácter histórico mediante el cual pretendemos relatar algunos aspectos de las prin- cipales sequías acaecidas en el Bajo Llobregat y en el entorno de Barcelona, en el período comprendido entre el 1812 y 1950. También hacemos mención de algunas sequías de menor importancia, de las que tenemos in- formaciones limitadas, pero sobre los que se aportan datos de un cierto interés. De este estudio se hizo una lectura en el transcurso de las jornadas sobre gestión de sequía que se celebraron en El Prat de Llobregat los días 30 y 31 de octubre de este año.

Presa en el Llobregat a la altura de Sant Feliu